El PSOE rechaza la reforma del PP y recuerda a Oña como llegó a la alcaldía de Fuengirola

En el próximo pleno, si no lo bloquea nuevamente Oña, se debatirá una moción del grupo socialista sobre la reforma trampa de Rajoy

Los socialistas fuengiroleños, al hilo de la reforma que plantea Rajoy a pocos meses vista de las elecciones municipales, han rechazado la propuesta que avala también la actual alcaldesa de la ciudad Esperanza Oña, consistente en que la formación más votada obtenga un plus de votos hasta alcanzar automáticamente la mayoría absoluta.Socialistas Nota Prensa

Los resultados de las elecciones europeas y las posibles perdidas de importantes alcaldías para el PP, ha precipitado la propuesta de reforma electoral con el único fin, evidentemente partidista, de mantener el poder en ellas, si bien, desde el PSOE se les ha trasladado un rotundo no, entre otros motivos, porque en una reforma de este calado es peligroso ir por libre como pretende el PP, con el agravante de hacerlo a unos meses de las elecciones, abriendo con ello además, un delicado precedente.

Al mismo tiempo, el portavoz del PSOE en Fuengirola y en el Ayuntamiento costasoleño, Javier García León, ha recordado que “La Sra. Oña llegó a la alcaldía por primera vez con 7 concejales frente a 9 que obtuvo el PSOE y con un 26,70% de los votos, casi 10 puntos menos que la lista más votada, por eso será interesante ver que argumentos nos pone encima de la mesa en el próximo pleno para defender lo contrario de lo que abrazó para ser investida alcaldesa de la ciudad”

“El partido de Rajoy, Bendodo y Oña son muy aficionados a los cambios en caliente, si bien, esta reforma es más fruto de una calentón derivado de los resultados de las elecciones europeas y la burla a las reglas de juego, aunque en el caso de Fuengirola, que convivimos con la reina madre del desprecio a los principios básicos de convivencia democrátcia, no nos pilla tan de sorpresa” ha recalcado el también Diputado provincial.

Con esta reforma, indican los socialistas, el PP pretende que el partido mayoritario se imponga a la mayoría, haciéndonos creer que el 40% es la mayoría absoluta.

Para concluir, García León ha apelado a la seriedad de la institución local y ha pedido al equipo de gobierno que no bloquee una vez más la moción del PSOE y que se pueda debatir con normalidad esta propuesta de rechazo a la reforma del PP en el próximo pleno ordinario de septiembre.